miércoles, 23 de enero de 2008

No puedo aceptar

¿Cómo puedo abrir los ojos
a un inusitado abismo
de despojos,
de espejismos,
en el que mi voz se ahoga
y se enrevesa la aurora
con el moho
del camino?

No puedo aceptar la mano
que tiembla en sus intestinos,
no puedo aceptar el sino
de un río que ya ha pasado.

Corramos codo con codo
huyendo del genocidio,
de cerrojos,
de presidios,
en el que un payaso llora
por la gitana que sola
guarda el lodo
peregrino.

No puedo aceptar el hambre
heredada del silencio,
no puedo aceptar el precio
que impongan en este enjambre.

Y abrimos ojos de cóndor
ante un presente alcalino
cuyo trombo
nos bebimos
al prender fuego a las rocas
que un rancio sopor coloca
en el fondo
de un martirio.

No puedo aceptar el verbo
que enturbia mi verborrea,
no puedo aceptar la brea
que anuncia mi desconsuelo.



Mas puedo querer y quiero



Mejor solos
que abducidos.

4 comentarios:

CHEMA GRANADOS dijo...

Un poema para contestar otro poema.Salud y rocanrol.

DE NO SER

De no ser por el sonido transparente de tu sombra,
un beso errático que cae desvanecido,
henchido de soledad dolorosa.
De no ser por el aliento conmovido
de mis sueños imposibles,
del aliento impreciso de los años,
de la vejez trasnochada y pura
que alienta el dolor de mis reproches.
De no ser por el calor que enebran
los suspiros ingrávidos,
no podría vivir sin morir previamente.
De no ser por estos pequeños esbozos de sentido,
no sería lo que seré,
sino la niebla iracunda de lo que fui.
CHEMA GRANADOS

Ruben Galindo Dominguez (rey de las cloacas) dijo...

gracias poeta ,te invito a mi rincón , soy un perro como tu.

Celesto de Calabrez dijo...

¿Qué mejor que estrenar la sección de poesías con los comentarios de dos poetas? Un placer.
Chema, sigue pasándote por aquí y dejándome trocitos de tu arte.
Ruben, me pasaré yo por allí mas te guardo un sitio en mi rincón de letras arrebulladas.

Miguel Ángel Villar Pinto dijo...

Muy buena poesía. Me ha conmovido. Espero que sea la primera de muchas.